Gestión de Compras dispone de los medios necesarios para llevar a cabo diferentes tipos de procesos de fresado.


El fresado es uno de los procesos por arranque de viruta del mecanizado. El mecanizado es una forma de trabajar el material y conseguir las piezas necesarias.

Los materiales que se trabajan en el fresado y otros procesos de mecanizado son el acero al carbono, cobre, acero inoxidable, aluminio, madera, materiales sintéticos, … Las piezas elaboradas mediante este proceso tienen un uso importante en el ámbito industrial, la automoción, maquinaria, telecomunicaciones, y otros componentes eléctricos y electrónicos.

En el fresado se produce el movimiento rotativo de la herramienta de corte.

Existen distintos tipos de fresado: Fresado de cavidades, torno-fresado, fresado de roscas, frontal, de engranajes, en rampa.  Planeado, para conseguir piezas con superficies planas. Fresado en escuadra, similar al planeado pero el objetivo es conseguir escalones perpendiculares. Cubicaje, donde se pretende conseguir cubos de material para procesos posteriores. Corte de piezas en dimensiones concretas.

El elemento más importante en el proceso de fresado es la maquinaria necesaria. Esta máquina se llama fresadora. Existen fresadoras de distintos tipos. Las fresadoras según la orientación de la herramienta pueden ser horizontales, verticales y universales. Las fresadoras especiales pueden ser circulares, copiadoras, de pórtico o de puente móvil. Las fresadoras según el número de ejes pueden ser de tres, cuatro y cinco ejes.

Cada una de estas fresadoras puede tener dispositivos complementarios que mejoran la tarea desempeñada. Por ejemplo, dispositivos para la sujeción de piezas, de herramientas o de control.

Empresas que confian en nosotros:

               

Soluciones Globales y Gestión de Compras S.L.

Mapa del sitio | Aviso legal | Protección de datos | Suscribirse

Suscríbete a nuestra lista de correo